Conecta con nosotros

Draft NBA

ReDraft NBA 2007: un MVP y Marc Gasol

En The Wing recuperamos una de las clases con más progresión de la NBA moderna con el ReDraft NBA 2007.

Reclasificar una hornada del Draft NBA es siempre una papeleta difícil. Analizar y organizar carreras y todas sus circunstancias en meras posiciones nos obliga a saltarnos demasiados detalles. Solo los fieles seguidores de cada franquicia saben lo importante que es cada jugador para su franquicia NBA. Su valor real en el mercado NBA no se cuenta con estadísticas simples o por varios grandes partidos. Este sentimiento es muy claro cuando redacto el ReDraft NBA 2007, una generación con muchas peculiaridades y con grandes nombres.

Una hornada de jugadores muy decentes con varios puntales All-Star, dos DPOY y un MVP. Salta a la vista lo variado del talento de este Draft, ya que encuentras calidad en prácticamente todas las posiciones de la primera ronda más el robazo en el que se ha convertido Marc Gasol. Este ReDraft NBA 2007 se presenta muy interesante. ¡Allá vamos!

 

Kevin Durant (pick 2, Seattle Supersonics)

No podía ser de otra manera. El ex-MVP es una de las caras reconocibles de la NBA. Jugador explosivo en ataque con un físico de otro planeta que aprovecha en defensa. ROY de su año por delante de Al Horford, destrozó marcas de anotación primero en Seattle, luego en los nuevos Thunder y eligió ganar su primer anillo en los Golden State Warriors. Las Finales de 2012 donde sus jovencísimos Thunder cayeron ante los Miami Heat del Big Three, sugerían una dinastía que no se cumplió. Rumores de problemas de convivencia con Russell Westbrook y la pérdida de James Harden por problemas salariales rompieron lo que podía haber sido una enorme dinastía.

Su posterior cambio de equipo y su reciente renovación a la baja le colocan como blanco de las críticas de muchos aficionados. Su rendimiento está lejos de bajar en su nueva casa, donde estamos viendo su versión más eficiente.  Ocho elecciones para el All-Star; cinco veces en el primer quinteto All-NBA; campeón de la NBA y MVP de las Finales en 2017; MVP de la NBA en 2014, su techo no conoce límites.

27,2 puntos, 7,1 rebotes y 3,8 asistencias como marca actual de carrera le colocan como líder indiscutible de este ReDraft NBA 2007.

 

Marc Gasol (pick 48, Los Angeles Lakers)

El hermano mediano de los Gasol ha sabido labrarse un nombre en la NBA. Ninguneado por su peso, su brillante disciplina e inteligencia en pista le han llevado a ser uno de los jugadores más respetados de la liga. La casualidad, o no, quiso que fuese traspasado a los Memphis Grizzlies en el mismo movimiento en el que Pau llegó a LA. Llegaba así un interior fuera de forma a la NBA después de dominar en ACB y con el aval de su hermano mayor. Supo crecer cerca de un equipo que llevó a Memphis de las profundidades de la liga a las primeras victorias en PO y posterior KO del nº1 del Oeste, los San Antonio Spurs.

Después de adoptar el duro estilo defensivo de Memphis, ha sabido adaptarse a la NBA actual desarrollando un gran tiro de tres. Asistente consumado, es uno de los hombres grandes más creativos de la liga. Con un estilo poco estridente, se ha convertido en el líder en la cancha de una franquicia pequeña pero de gran estilo y dentro de una selección española histórica. Escogido 24 posiciones más abajo que su compañero de selección Rudy Fernández, ha sido capaz de poner en juego su edad y progresión para ser uno de los robos de la historia del Draft. El reciente descalabro de sus Grizzlies hace que nos cueste ver la gran temporada de un interior incombustible.

 

Al Horford (pick 3, Atlanta Hawks)

El interior dominicano ha demostrado ser un trabajador incansable desde que llegó a la NBA. Su juego se ha ido adaptando a las necesidades de su equipo con el correr de los años. Llegando a su madurez en la NBA, es un pívot todoterreno en los Boston Celtics que defiende, pasa, anota y rebotea según sea necesario. Apuntaba muy alto en unos Atlanta Hawks con los que estuvo en postemporada con una regularidad que siempre olvidamos. Además, su dupla interior con Paul Millsap fue el núcleo de aquellos Hawks de las 60 victorias que daban lecciones en sus partidos de RS. Jeff Teague, Josh Smith, Joe Johnson, Kyle Korver o el citado Millsap son algunos de sus compañeros.

Su nueva etapa en los Celtics sugiere que está listo para pelear y ganar un anillo junto a superestrellas NBA. Cuatro veces All-Star y una vez incluido en el tercer quinteto All-NBA, la carrera de Horford está marcada por una palabra, infravalorado.

 

Joakim Noah (pick 9, Chicago Bulls)

Los Chicago Bulls se llevaron un gran jugador con este pick 9. Todo carácter y garra, el hijo de la leyenda del tenis Yannick Noah, se labró un nombre en ‘La Ciudad del Viento’. El rebote y la defensa fueron las señas de identidad de un interior que llegó a ser considerado para el MVP. Era el corazón de unos Bulls muy prometedores con Derrick Rose a la cabeza y con Luol Deng y Carlos Boozer como compañeros de ‘frontcourt’. Nadie se atrevía a entrar en la zona cuando el francés patrullaba y el ataque se nutría de su energía y buen criterio pasador.

Después de que ese proyecto se rompiese, recaló en los New York Knicks con un contratazo de nivel All-Star que ya no tenía. Dos veces jugó en el partido de las estrellas, siendo elegido el Mejor Defensor de la liga en 2014 y parte del primer quinteto All-NBA de ese año. Las credenciales de Noah son espectaculares. Por ello, no podemos más que lamentarnos de su situación en los Knicks, marcada por las lesiones.

 

Mike Conley Jr. (pick 4, Memphis Grizzlies)

La pareja de baile de Marc Gasol. El base de la franquicia de Tennessee es de esos de los que nos arrepentiremos de no haber premiado con una presencia en el All-Star. Jugador con mucha presencia en ataque, ha sabido llevar la manija de los Grizzlies desde hace 10 años. Conley siempre ha estado en permanente crecimiento, tocó techo a nivel ofensivo el año pasado con el ocaso de viejas glorias de la franquicia como Zach Randolph. Su perfeccionamiento del tiro exterior y de jugadas clave como el pick and roll le convierten en un jugador muy difícil de defender. Por todo ello, ha sabido absorber el espíritu del ‘Grit and Grind’ convirtiéndose en un ídolo de la ciudad de Memphis.

 

Thaddeus Young (pick 12, Philadelphia 76ers)

Thaddeus Young es uno de esos jugadores cuya carrera solo podremos valorar cuando se retire. Después de llegar muy joven a la NBA, el interior se ha hecho un hueco de titular en prácticamente todas las temporadas que ha disputado. Sin embargo, no parece que haya levantado una legión de incondicionales. Sin un mote famoso, raro con tantos años en la liga, su personalidad dista de ser carismática.

Propenso a explosiones anotadoras, nunca ha sido el jugador que prometía en los Philadelphia 76ers. A  sus 29 años ha sido capaz de sumar el tiro de tres a su repertorio adaptándose a una liga en permanente cambio. Con 3,1 intentos por partido, se ha afianzado en el quinteto de unos Indiana Pacers que no aspiran a nada en el corto plazo. ¿Renunciará a minutos y presencia para cerrar su carrera con un anillo? Warriors, Cavs, Rockets y otros contenders esperan su momento.

 

Jeff Green (pick 5, Boston Celtics)

Apuntaba muy alto el alero salido de la universidad de Georgetown. Salió traspasado a los Seattle Supersonics en el movimiento que llevó a Ray Allen a Boston el día del Draft de 2007. Su físico y mentalidad agresiva le llevaron a destacar desde el primer día en los ‘Sonics’. Jeff Green formó parte del Mejor Quinteto de Novatos del 2008 junto a su compañero Kevin Durant en una franquicia en plena reconstrucción. Para sorpresa de pocos, su aportación ofensiva fue aumentando gradualmente hasta que los Celtics vieron en él al sustituto de Paul Pierce. Por ello, traspasaron a Kendrick Perkins y a Nate Robinson por él, un pick de primera ronda y Nenad Krstic. Una primera temporada algo decepcionante se tornó en terrorífica cuando Green fue diagnosticado de una enfermedad cardiovascular muy grave que lo alejó de las canchas un año.

A su vuelta, no fue capaz de encontrar la regularidad ofensiva en un equipo que dependía de él y fue traspasado a los Grizzlies. Este movimiento marcó el inicio de un carrusel de equipos donde su seña de identidad ha sido la decepción. De vuelta a un equipo competitivo y bajo la sombra de LeBron James, Jeff Green parece que ha recuperado algo de la identidad que llevó a Kevin Garnett a decir que podía ser uno de los mejores de la liga. Capaz de lo mejor y de lo peor.

 

Wilson Chandler (pick 23, New York Knicks)

 

Uno de los ‘forward’ más duros de la NBA. Asentado en los Nuggets, es capaz de alternar las posiciones de ‘3’ y ‘4’ con soltura mientras abre el campo con su tiro exterior. Al igual que varios de sus compañeros de este ReDraft NBA 2007, tiene muchos puntos en sus manos. Las lesiones frenaron la carrera de un jugador capaz de anotar más de 20 puntos con facilidad pero no con la regularidad de las estrellas. Su crecimiento en los Knicks no se vio prolongado en el largo plazo. Y es que Wilson Chandler nunca volvió a recuperar el nivel de su temporada 2010-2011, con 15,3 puntos y 5,7 rebotes, tras su traspaso a Denver desde NY. Con la progresión cortada, se contenta con mantenerse a un nivel alto, sano y como titular mientras se le acaba la gasolina NBA.

Arron Afflalo (pick 27, Detroit Pistons)

 

Uno de los modelos de ‘3&D’ de la liga. Arron Afflalo encontró su camino rápido en la NBA a base de triples y mucho esfuerzo atrás. Después de una primera temporada decepcionante en los Detroit Pistons con un 20% en T3, su rendimiento desde la línea exterior ha sido una de sus señas de identidad. Llegar maduro a la NBA, 22 años, le ha hecho sufrir un ocaso en su juego mayor al de otros compañeros de este ReDraft NBA 2007. Sus mejores tiempos se vivieron en los Orlando Magic donde alcanzó números por encima de los 16 puntos por encuentro, sumando más de tres asistencias y tres rebotes por partido. Desde entonces ha jugado en Denver, Portland, New York, Sacramento y ha vuelto a Orlando. Los Knicks fueron la mejor casa de la etapa más reciente de un jugador que poco aporta ya a los Magic.

 

Marco Belinelli (pick 18, Golden State Warriors)

He de reconocer que esta elección tiene más de corazón que de cabeza. Marco Belinelli es un exterior que ha conseguido ganarse el respeto de la NBA a base de triples. Pasando por varios equipos tras llegar a los Golden State Warriors procedente de Italia, posiblemente sea uno de los mejores jugadores de la historia reciente del país transalpino. Su cumbre fue en los maravillosos San Antonio Spurs de 2014, donde mostró un letal 43% en T3 como finalizador. Primer italiano en ganar el concurso de triples de la NBA y primer italiano en ser campeón de la NBA. Ha conseguido llegar donde otros más preparados no pudieron, ejem, Bargnani, ejem, Gallinari.

 

Bonus: Nick Young (pick 16, Washington Wizards)

No incluir a Nick Young en grande en este análisis me parecería una falta de respeto a este ReDraft NBA 2007. El actual alero de los Warriors ha sido el jugador que más ha mostrado su indisciplina sin ser echado a patadas de la liga de los últimos años. Sus constantes escarceos con el mundo de la noche, su estilo de playground y la miríada de anécdotas de su personaje le hacen un jugador especial. Tan gran tirador como mal pasador, siempre nos preguntaremos qué podría haber sido de Nick Young si hubiese querido triunfar en la NBA.

 


 

Si se buscan otros ReDraft NBA 2007 por otros medios, seguro encontrarán diferencias en muchas posiciones. Esta generación ha contado con veteranos ilustres que han hecho grandes carreras en la NBA. Glen Davis, Carl Landry, Tiago Splitter, Aaron Brooks o Corey Brewer son nombres muy familiares que han dado muchas alegrías a sus equipos. Pero esto es lo divertido de los ReDrafts, los diferentes puntos de vista.

 

¿Creéis que debería haber cambios en el reordenamiento de esta clase?

Comentarios

Más en Draft NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This