Conecta con nosotros

NBA

Puma regresa con fuerza y sangre nueva a la NBA

Con Ayton y Bagley III, Puma pretende hacerse un hueco en el mercado: ¿hasta dónde podrán llegar?

DeAndre Ayton, uno de los mejores del próximo draft

DeAndre Ayton, la nueva cara de Puma en la NBA/www.sportingnews.com

En el universo de la NBA no solo los nombres del Draft y los futuros agentes libres están siendo ocupando los titulares en las noticias. Y es que una gran marca ha decidido regresar a la mejor liga de baloncesto del mundo y lo está haciendo reclutando talento joven y a base de poner mucho dinero. En un mercado donde es verdaderamente difícil hacerse un hueco; la marca de accesorios, ropa y calzado deportivo Puma quiere también un trozo de tan lucrativo pastel: ¿podrán «hacer daño» a Nike como la gran dominadora actual?

La estrategia de Puma es más que evidente, hacerse con las futuras estrellas del mañana del próximo Draft —además del regreso de una leyenda que ya se calzó unas Puma en su tiempo como Frazier. Sin saber datos exactos, parece ser que el acuerdo por Bagley III es el más alto firmado por cualquier novato en la historia, superando al que firmó Kevin Durant con Nike. Además, el de Ayton debe ser por unas cantidades similares, firmando por cuatro temporadas. La marca alemana aterriza a la NBA haciendo una apuesta muy fuerte por dos de las promesas más mediáticas del momento.

Pero Puma no se ha quedado ahí. Un día después de la primera publicación de este artículo, se ha confirmado la firma de otro más que posible top-10 del próximo Draft y, salvo por los problemas de las lesiones, uno de los jugadores con más talento: Michael Porter Jr.

Junto con estas dos bestias, también se han hecho con posible pick de lotería y que seguro que dará que hablar como profesional. El calificado como «uno de los mejores atletas de esta generación», Zhaire Smith seguro que saldrá en más de un highlight.

Pero no son los únicos nombres que evidencian las intenciones de la marca. Y es que, según informaciones de Complex Sports, el cantante de hip-hop Jay-Z ha sido nombrado director creativo de la sección de la empresa germana. Y es que Puma ha destacado por su intención de juntar el deporte con otros ámbitos de la vida —con un acuerdo con la cantante Rihanna, por ejemplo— y parece que buscan lo mismo llegando a la NBA, aprovechar la presencia en las pistas para fidelizarse entre los fans fuera de ellas.

¿A qué aspira Puma con este movimiento?

No hay ninguna duda que Nike es la gran dominadora de este mercado. No solo cuenta con los dos mejores jugadores de la liga (LeBron James y Kevin Durant), sino que la mayoría de las estrellas calzan sus zapatillas y la tercera marca con más representación, Jordan, podríamos calificarla de una filial. Adidas, con James Harden a la cabeza, ocupa una segunda posición muy lejana de la primera, aunque están invirtiendo mucho en reducir esta diferencia.

Tras los dos dominadores del mercado mundial, Under Armour pretende crecer en este nicho a través de Stephen Curry —acuerdo multimillonario más acciones de la multinacional incluidas, por lo que nadie sabe con exactitud cuanto gana por este contrato— y, tras ella, se encuentran el resto de marcas, la mayoría chinas, que cuentan con muy pocos jugadores y que, probablemente, estén buscando más la calidad por encima de la cantidad para dominar el mercado chino con estos all-stars como reclamos publicitarios. Y es que entre las marcas chinas encontramos a jugadores como Klay Thompson (Anta) o Dwyane Wade (Li-ning).

Por último, marcas estadounidenses mucho más pequeñas tienen su pequeña representación con jugadores de segunda o tercera fila, a excepción del caso de BBB, que nadie debe saber muy bien dónde colocarlo.

Con tres jugadores bajo contrato, Puma puede aspirar a conseguir el 1% de este entramado en su regreso; muy lejos de Adidas pero siendo un buen comienzo de todos modos. Sabiendo que las dos marcas alemanas están haciendo esfuerzos por crecer, el objetivo de Puma, al medio plazo, debería ser el de quitar el cuarto puesto a Under Armour —que también está con una estrategia similar respecto a los novatos, habiendo firmado la temporada pasada al pick 4, Josh Jackson, y al pick 9, Dennis Smith Jr.— y terminar superando a Jordan en el tercer escalón del podio. Para ello, los Ayton y Bagley (y los que puedan seguir de ese estilo en el futuro) deberían convertirse todos en grandes estrellas de la liga y conseguir una amplia presencia entre los role players.

Y después, ¿qué?. Ahora mismo, parece casi imposible hacer daño a Nike; y Adidas es una marca con un músculo económico más poderoso que el de Puma. El oro y la plata parecen estables e intocables, pero siendo la tercera en discordia ya estamos hablando de muchos millones de dólares y, probablemente, de un éxito para una empresa recién llegada.

 

La exclusividad, parte de la magia

Bagley III también tendrá rol de estrella en Puma/Herosports

Es complicado convencer a unos jóvenes que toda su vida han visto a sus ídolos calzar Nike, Adidas o Jordan para optar por una marca diferente que quiere regresar a la NBA. Pero, más allá de los acuerdos económicos, Puma ha sabido trabajar la sensación de exclusividad y saber darles una condición de estrellas que en otras marcas no podrían darles para convencerles de firmar sendos acuerdos. Así lo confirmaron tanto Bagley como Ayton en declaraciones para Bleacher Report:

«Escogí Puma porque quería ser diferente. Vi una oportunidad donde podía entrar, construir algo y trabajar para llegar a cierto nivel. Me vi a mí mismo haciéndolo. Tienen algunas cosas realmente bonitas. Estoy muy emocionado con esto y no puedo esperar a conocer a todo el mundo, seguir trabajando y mejorando», declaró Marvin Bagley III.

«Puma era el mejor acuerdo. […] Nos reuniomos con la gente de Nike, Under Armour y todas las otras compañías de zapatillas durante un buen tiempo. Realmente no salimos descontentos con ninguna de ellas, pero no está mal comenzar algo nuevo. […] Otra cosa es que todas estas marcas tienen otras super estrellas. Me gusta ser uno de los pocos que ha firmado con Puma», respondió DeAndre Ayton a la pregunta de BR.

El iniciar un nuevo proyecto y tener un rol más importante que con otras marcas es algo que funciona pero que no dura poco tiempo, por lo que Puma tendrá que saber consolidarse en la liga y crear un ambiente de «gran empresa» con el que atraer rookies, jugadores más consolidados y alguna estrella de la liga. No tendrán un camino sencillo, pero cuanta más diversidad de zapatillas, mejor para los jugadores y ahora ya solo queda una pregunta por responder: ¿cómo serán las nuevas zapatillas Puma de baloncesto?

Comentarios

Más en NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This