Conecta con nosotros

Mercado

Otto Porter Jr., el “3” que necesitan los Sacramento Kings

Los jugadores ofensivos de los Kings verían con buenos ojos compartir pista con un gran defensor como Porter Jr.

Guillermo Mayol (The Wing)

Los Washington Wizards siguen sin encontrar su rumbo tras la crisis confirmada de hace una semana y la office ya ha recibido las primeras llamadas de franquicias interesadas en algunos de sus jugadores. El primero fue Bradley Beal y un supuesto interés de lo más lógico por parte de los Charlotte Hornets; el segundo, el que nos ocupa ahora mismo: el aparente deseo de los sorprendentes Sacramento Kings en vestir con su camiseta a Otto Porter Jr.

TW Podcast: El mejor Curry de siempre y los sorprendentes Kings

Otto Porter Jr., con todavía 25 años, es un jugador que todo entrenador querría tener en su equipo en la NBA actual. Físico suficiente para jugar en las posiciones de “3” y de “4”, buena mano desde el triple y con unas aptitudes defensivas de gran nivel; una pieza que puede llegar a ser muy codiciada en la búsqueda del equilibrio en un quinteto competitivo.

Sin embargo, la mala situación actual de los Wizards y un contrato de estrella para un jugador que, al final, es un especialista (de élite, pero un especialista) lo han puesto en el centro de todas las miradas de cara a un posible traspaso que el mismo jugador no debería ver con malos ojos, ya que quizás en un entorno más sano podría dar un paso adelante en la ofensiva y mejorar no solo sus cifras actuales (11.8 puntos de promedio) sino las que consiguió la temporada pasada (14.7). Encontrándose con el acierto de tres que no está acabando de tener y con algunos lanzamientos de más.

Y lo cierto es que, ahora mismo, se dan los condicionantes para que este traspaso pudiera llegar a ser exitoso y beneficioso para todas las partes; pero, ¿cómo?

 

El trade “lógico” por Otto Porter Jr.

Aquí nadie es GM y, por lo tanto, lo más probable es que de darse este traspaso la realidad no tenga nada que ver con esta ficción. No obstante, un traspaso con el ex de Georgetown como pieza central a cambio de contratos expirings más algún jugador joven y o futuras rondas podrían ser el camino más factible al éxito.

El valor actual de Otto Porter Jr. no es el más alto, su alto salario provoca que necesites involucrar alguno similar o a varios jugadores, por lo que el margen para sacar algo de provecho más allá de liberarte de su sueldo antes de lo previsto es limitado. Por suerte para los Wizards, los Kings tienen a dos jugadores que serán agentes libres en verano y que no cuentan para su entrenador. Zach Randolph y Ben McLemore serían los jugadores con los que equilibrar los salarios. Después, ya en la parte del beneficio, podría entrar un joven que tampoco está jugando y que no tiene sitio con la llegada de Marvin Bagley III como Skal Labissière (22 años, PF y habiendo dado muestras de buen nivel).

Aparte de estos nombres, entre los jugadores de sueldo alto podría entrar Iman Shumpert por alguno de los otros dos y los jóvenes Justin Jackson y Harry Giles podrían ser también interés de los Wizards. De todos modos, estos tres miembros de la plantilla de los Kings son habituales en la rotación del equipo y quizás el GM Vlade Divac es más reticente a su salida.

 

¿Por qué tiene sentido para los Sacramento Kings?

Scott Ripley (The Wing)

El conjunto de California está siendo una sorpresa competitiva y, aunque parece complicado que mantengan el ritmo, al no tener pick propio les interesa fortalecer su equipo lo máximo posible para estar cuanto más arriba mejor (ya sea con Playoffs o sin ellos). Otto Porter Jr. les encajan en una posición en la que no tienen demasiados efectivos y con un perfil defensivo que es necesario en un equipo generalmente ofensivo.

Su salario, 26 millones esta temporada y 28 en el 2021 (cuando es agente libre) al que habría que añadirle una subida del 15% por el trade kicker que firmó con los Nets, no sería un problema en unos Kings que no tienen salarios altos y que está previsto que tengan mucho dinero libre en el futuro más cercano, pudiendo seguir fortaleciendo la plantilla contando al alero, y deshacerse de su salario (o ajustarlo) justo cuando los jóvenes empiecen a renovar.

 

¿Por qué tiene sentido para los Washington Wizards?

La franquicia capitalina debe tomar la decisión de seguir con el proyecto o reconstruir, en su caso no hay medias tintas ya que nadie va a dar un All-Star por Wall o Beal. Si acaban optando por el cambio de proyecto, la marcha de Otto Porter Jr. sería más con el objetivo de liberar espacio salarial que el de conseguir jugadores interesantes.

Los Kings tienen esos jugadores que harían menos dramática la situación económica de los Wizards y algunos jugadores con margen de mejora a los que no les están dando mucha bola y que podrían explotar con minutos en Washington.

¿Solucionaría este traspaso la crisis de los Wizards? Seguramente no; pero sería un primer paso para limpiar el vestuario y comenzar a crear un nuevo equipo que renueve las ilusiones de sus seguidores.


Diciembre es un mes propicio para hacer esta clase de movimientos evitando que descienda el valor de un jugador llegando hasta febrero. Sin embargo, es posible que todavía estemos lejos del final de este capítulo de la historia en la que se ha convertido la temporada de los Washington Wizards.

Comentarios

Más en Mercado

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This