Conecta con nosotros

Mercado

Nikola Vucevic, el dilema de traspasar a un All-Star que termina contrato

Más de 20 puntos, 12 rebotes y 37% en triples, pero Mo Bamba asoma desde el banco. ¿Qué debe hacer Orlando?

Marc Gasol
Nikola Vucevic y Marc Gasol, dos pívots en quinielas de traspaso | jrg1975

Situados 11º de la Conferencia Este con un récord de 22-32 mientras escribo estas líneas, seguro que en Orlando esperaban una mejor temporada. Al menos su entrenador, Steve Clifford, pretendía presentar mayor batalla por los Playoffs. Otro año será.

La máxima de celebración en la otra franquicia de Florida para esta temporada es la presencia de Nikola Vucevic en el All-Star. Tendrán representante por primera vez desde Dwight Howard en 2012.

El nivel del montenegrino es muy elevado esta temporada. Si bien Vucevic llevaba dos o tres temporadas a un nivel interesante que vaticinaba su traspaso (medianía entre titular y suplente de lujo) este 2018/2019 confirma una mejora importante en su juego.

Más de 20 puntos, 12 rebotes y 3,8 asistencias por noche. A eso hay que añadir dos aspectos importantísimos. La mejora defensiva de Vucevic es notable. Nunca será élite en este aspecto pero parece que deja atrás ser el talón de Aquiles de su equipo de estos últimos años. Y, la segunda, el tiro de tres. Ya asomaba esa manita hace un par de años, pero esta temporada se atreve a un alto nivel y con una efectividad propia de un tirador de élite: tres intentos por partido con prácticamente un 38%.

En el baloncesto actual, un pívot que anote con la facilidad de Vucevic, rebotee como él y además abra el campo es una joya. Su dureza ha aumentado en la temporada en la que termina contrato. Orlando lo nota de forma positiva y él lo verá reflejado en su contrato.

Qué hacer con Nikola Vucevic

Mo Bamba
Orlando eligió en el último Draft a Mo Bamba | SB Nation

Esa es la gran pregunta. Nikola termina contrato, tiene 28 años y ha sido elegido All-Star por primera -y posiblemente única- vez en su carrera. El contrato que firme en verano seguro que será más alto que los menos de 13 millones que cobra.

Ahora, ¿lo cobrará en Orlando o en otra ciudad? Para la renovación, Nikola Vucevic le pedirá mucho dinero a la directiva. Eso sin duda. Lo que se desconoce a día de hoy es el plan de la directiva de Orlando. Ni siquiera ‘insiders’ como Zach Lowe saben en qué dirección irán.

El ‘frontcourt’ formado por Aaron Gordon, Jonathan Isaac y Mo Bamba se supone como el futuro de los Magic. O eso pensábamos en verano. Cada vez Gordon tiene más pinta de que terminará traspasado y el dúo Isaac-Bamba aún está lejos de estar preparado para grandes minutadas juntos en la NBA.

De hecho Steve Clifford limita los minutos de Isaac y Bamba juntos. En los últimos partidos les vemos salir a pista en tramos diferentes. Los equipos atacan con excesiva facilidad contra estos dos y en ataque siguen muy, muy verdes. Las cifras hablan por sí solas.

Clifford y la plantilla quieren llegar a los Playoffs. Jeff Weltman y John Hammond, el ‘front office’, quizás tiene menos prisa. Son tres los partidos de diferencia con el octavo puesto del Este, pero todo apunta a que Orlando traspasará a sus veteranos en busca de activos de futuro.

Terrence Ross y Jonathon Simmons son los más interesantes y sonados. Ross vive su mejor temporada NBA como principal anotador del banquillo y Simmons tiene menos de 6 millones de contrato no garantizado para la próxima temporada. Dos piezas muy útiles para candidatos.

El caso de Vucevic es diferente. Arriesgarse a ir a julio con él supone poder perderlo gratis, algo duro para Orlando. Mientras ahora podrían sacar dos segundas por Ross y otro par por Simmons, Nikola Vucevic te garantiza una primera ronda.

El valor del montenegrino nunca ha sido tan alto, ¿pero tiene realmente mercado? Pocos equipos aparte de los Spurs y los Kings se me ocurren como opciones realistas para Nikola Vucevic. Pese a que su valor es el más alto de su carrera, traspasarle antes del límite supondrá un bajo retorno.

Entonces, ¿debe Orlando meter mucho dinero en Vucevic? No podemos olvidar que en el pasado Draft escogieron a Mo Bamba, un pívot de cartel muy prometedor que se espera sea titular en los Magic a medio plazo. ¿Tiene sentido tener a Vucevic durante sus mejores años de pupilo de Bamba? Llegados a cierto punto no, porque el joven necesitará minutos.


La mejor opción para Orlando Magic y para Nikola Vucevic creo que pasa por mantener sus caminos juntos. Al menos por una o dos temporadas más. El montenegrino sacará mayor beneficio económico renovando en Florida y los Magic necesitan un pívot titular mientras Bamba aprende.

Weltman y Hammond firmaron en verano a Gordon por cuatro años y 80 millones, cifra que quizás parece excesiva, pero al el reparto de su contrato de valor descendente vemos una posible ganga para un traspaso en 2020.

Firmar un contrato de este estilo sería ideal para Vucevic y Orlando. El pívot sacaría más dinero y el reparto le situaría en la rampa de traspasos para cuando tenga 30 años, todavía en el mejor momento de su carrera.

Tendría que acordar una cantidad más elevada, pero los Magic tienen espacio y pueden soltar sin problemas unos 85-90 millones para su extensión, teniendo en cuenta la de Clint Capela con Houston el pasado verano como referencia.

  • Año 1: 24,1 millones (90 total) 22,85 millones (85 total)
  • Año 2: 22,36 M; 21,11 M
  • Año 3: 20,63 M; 19,38 M
  • Año 4: 18,9 M; 17,65 M

Traspasar a Nikola Vucevic ahora parece un sinsentido para Orlando. Que sea All-Star es un valor importante para el aficionado, que vería cómo se marcha su mejor jugador desde Howard.

Una renovación en contrato descendente le daría más dinero y a la franquicia la seguridad de tener un pívot All-Star hasta que Bamba esté listo. Creo que antes llegará un traspaso de Aaron Gordon a que la directiva de Orlando mueva a Nikola Vucevic.

Foto: Scott Daniel Cooper | starting5online.com

Comentarios

Más en Mercado

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This