Conecta con nosotros

Mercado

Ni Houston será igual sin Mbah a Moute ni Carmelo es la solución

Mbah a Moute regresa a los Clippers y los Rockets se desesperan: pierden a dos de sus tres aleros defensivos.

Luc Mbah a Moute

El servicio de jugadores defensivos y con tiro como Mbah a Moute es cada día más solicitado en la NBA

Trevor Ariza y Luc Mbah a Moute. Las pérdidas de los Rockets en esta Agencia Libre son dañinas, demasiado. Y todavía falta por saber qué ocurre con Clint Capela, una situación que marcha peor de lo esperado.

 

¿Por qué se marcha Mbah a Moute?

Es la primera pregunta. Moute deja el mejor equipo de la temporada regular y los grandes candidatos para tumbar a los Warriors en la Conferencia Oeste. Su papel ha sido importante para el éxito de los Rockets, pero una lesión al final de temporada le limitó y en Playoffs contó con menos minutos.

Los Rockets ofrecieron a Luc Mbah a Moute el mínimo de veterano de 2’4 millones, mientras que los Clippers pusieron sobre la mesa parte de la excepción de nivel medio. Ofrecieron más, hasta 4’3 millones para traer de vuelta al jugador africano.

Mbah a Moute jugó en los Clippers dos años y siguió a Chris Paul en su aventura hacia Houston. Ahora regresa para tener un rol relevante como back-up de Tobias Harris. Aunque sin duda será menor que el que le ofrecían los Rockets sin Trevor Ariza.

 

¿Podrán mantener los Rockets su defensa de élite?

Pese a la creencia popular de que los Houston Rockets defienden fatal y James Harden es un coladero, el equipo de Mike D’Antoni dejó a sus rivales en 106’1 puntos por cada 100 posesiones, la sexta mejor marca de la NBA.

El camino que lleva a los Rockets a ser una referencia defensiva lo marcan dos figuras. La primera es Clint Capela y su tremenda evolución hasta convertirse en una de las mejores anclas de la liga. La segunda, tener a varios aleros especialistas que aportan versatilidad.

PJ Tucker, Trevor Ariza y Luc Mbah a Moute entran en este segundo y vital punto. ¿Por qué vital? En la NBA mandan los Warriors y estos exigen jugar con jugadores intercambiables, que puedan hacer frente a cualquier rival y evitar los famosos mismatch.

Si Capela continúa en Houston el próximo año la defensa volverá a estar en la parte alta de la clasificación. El problema es que los Rockets miran directamente a los Warriors, y ahí sí les pasarán factura las bajas. Tucker es de los tres al que más han usado como falso cinco, mientras Ariza y Mbah a Moute se repartían los emparejamientos más complicados y que más desgaste exigían.

La perdida de Ariza, aunque dolorosa, de por sí no era traumática. La esperada renovación de Moute y la posible firma de Carmelo Anthony hubiesen dado, en ese hipotético escenario, más armas a los Rockets, que seguirían contando con PJ Tucker y el africano.

 

Carmelo Anthony no es la solución, ¿entonces quién?

Con el tema Capela aún caliente, los Houston Rockets encuentran un mercado en el que quedan pocos nombres destacados que les sirvan. De hecho solo hay uno que les sirva y no, no es Carmelo Anthony.

Woj dice que los esfuerzos de la franquicia se centrarán en hacerse con Melo, pero ¿para qué? La versión que hemos visto de Anthony en Oklahoma restaría en cualquier equipo: retiene el balón en ataque, excesivo uso de la media distancia, bajo acierto y agujero en defensa.

Cuentan con Harden, Chris Paul y Eric Gordon como estrellas, a falta de Capela, y junto a ellos el propio Tucker, Ryan Anderson, Nene y Gerald Green como jugadores destacados. Falta, al menos, un alero que pueda aportar defensa.

Viendo el mercado el único 3&D disponible a coste de mínimo de veterano es James Ennis, y en este caso se trata de un «casi 3&D». Con 2’01 metros de altura y un buen nivel físico, Ennis aportaría defensa sin llegar a los niveles de excelencia que alcanzan Ariza o Mbah a Moute. Su inconsistencia con el tiro de tres, capaz de promediar en una misma temporada un 36% con un equipo y luego un 30% con otro, es la principal duda que deja.

 


 

Justo en el verano que tenían que haber hecho bien las cosas desde la directiva, Daryl Morey decepciona y marca sus peores semanas como cabeza de los Rockets. Megacontrato para Chris Paul, pérdida de Trevor Ariza y Luc Mbah a Moute y problemas con Clint Capela. A todo ello, ningún refuerzo nuevo.

Los Houston Rockets son los grandes perdedores de la Agencia Libre y, si apuramos, del verano NBA. Al ver la plantilla es evidente que faltan piezas para alcanzar el escalón de la 2017/2018 y la opción que más se baraja, Carmelo Anthony, aportaría cosas muy diferentes a las que necesitan.

Se comenta mucho que los Warriors «se han cargado la NBA», pero lo cierto es que tienen una directiva de sobresaliente. Mientras tanto, los Rockets realizan un verano pésimo desde las oficinas y el objetivo de tumbar a Golden State se aleja.

 

Foto: Scott Daniel Cooper | starting5online.com

Comentarios

Más en Mercado

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This