Conecta con nosotros

NBA

Kawhi Leonard, el superhéroe contra la maldición de Toronto

Un año más, los playoffs llegan a Toronto y los Raptors tienen el mayor reto posible: ganar la NBA.

kawhi leonard raptors
Kawhi Leonard mira atento el balón antes de lanzar un tiro libre | Alejandro Gaitán (The Wing)

En 1967, los Toronto Maple Leafs ganaron la Stanley Cup. Era la décimo tercera vez que lo hacían desde 1913, y solo los Canadiens de Montreal tenían más: 14. Los Leafs eran, por aquel entonces, el único equipo profesional de la ciudad compitiendo en alguna de las ligas mayores americanas. Diez años después llegaron los Blue Jays, casi 30 los Raptors.

Y a día de hoy, la Stanley Cup todavía no ha vuelto a Toronto.

La ciudad canadiense vio a los Jays ganar back-to-back World Series en 1992 y 1993, los últimos títulos que Toronto ha visto. Desde entonces, 24 temporadas en playoffs entre los tres (12 Leafs, 10 Raptors, 2 Jays) y un total de cero anillos. Peor aun, cero finales y solo tres finales de conferencia. Toronto está maldito.


Los Raptors, el peor caso

Ni Carter, ni Bosh, ni Lowry, ni DeRozan (ni Garbajosa) lo han conseguido. La ciudad está gafada y una sombra de pechear en mayo y la franquicia NBA es el gran ejemplo. Diez veces en playoffs, diez veces eliminados antes de llegar a la última serie.

El balance es demoledor: unas finales de conferencia, tres semifinales –dos consecutivas desde 2017– y seis primeras rondas. Y un precioso promedio de 1.3 victorias en las diez series perdidas, incluyendo cuatro barridos y otro 4-1. Desde 2014, Paul Pierce dos veces (4-3 y 4-0) y LeBron James otras tres (4-2, 4-0 y 4-0) han incinerado las opciones de los Raptors. Antes, entre 2000 y 2008, Iverson, los Pistons de Wallace & Wallace o incluso los Knicks, eliminaron a Toronto otras cinco veces.

kyle lowry
Kyle Lowry cabizbajo antes de empezar el calentamiento | Alejandro Gaitán (The Wing)

Y la tradición se ha convertido en un temor. El fantasma de LeBron James, este año lejos del Este y de los playoffs o la sombra de de Pierce, retirado hace un par de años, asoman por Toronto.

Este año, los miedos se llamaban Dwane Casey y su sweep ante su ex equipo, o la defensa de Orlando sobre Siakam y Kawhi, los mejores hombres de Nurse. Con Aaron Gordon sobre Leonard, el MVP de las NBA Finals anota 8.6 menos que su promedio (de 26.6 a 18.0) y lanza un un 7.6% peor, cifras críticas. Siakam por su parte, ante Jonathan Isaac, se ha quedado en un paupérrimo 2/9, lejos del 59% que ha promediado este año.


Kawhi, un superhéroe que trabaja solo

Desde su llegada al norte, Kawhi ha estado entre algodones. Masai Ujiri, Nick Nurse y Kyle Lowry la plantilla de los Raptors han hecho todo lo posible para que Leonard se sienta como en casa pese al insufrible frío canadiense. Y sobre todo, le han permitido adaptar su juego: el heroball, isolation y Kawhi contra el mundo.

kawhi leonard
Alejandro Gaitán (The Wing)

Kawhi se juega 3.9 isos por partido, más que jugadores como Antetokounmpo, Lillard, Booker, Kyrie o Doncic, un 16.5% de las jugadas. Su effective field-goal percentage baja estrepitosamente a un 48.0%, lejos del 54.3% habitual. A la línea consigue ir un 13% de las veces, 3.4% con adicional, lejos de la élite de la liga.

¿Por qué? Uno porque puede. Dos, porque se lo han permitido y tres, por las lesiones de Toronto, que han hecho del equipo una irregularidad constante. Para playoffs, los Raps llegan sin McCaw la primera semana y OG Anunoby recién operado de apendicitis al menos otras dos. Tampoco pueden quejarse cuando entre Boston, Indiana, Milwaukee y Philly tienen a Smart, Oladipo, Brogdon, Mirotic y Embiid como bajas o dudas.


Un reto mental para Toronto

Ganar es una forma de vida y la metrópoli canadiense no está todavía lista para dar ese paso. Si los Leafs eliminan a los Bruins en primera ronda (1-0 habiendo robado el primer partido en Boston), los Raptors se meten en las NBA Finals.

Y para eso, Kawhi es la clave. Porque en la última rueda de prensa antes del primer partido le han preguntado cómo planea ayudar a los Raptors a superar el bache de playoffs. Y su respuesta ha sido clara: ¿qué bache?


Las cuatro ligas mayores en Norte América son MLB, NHL, NFL y NBA. La MLS no está considerada todavía una de las ligas mayores, aunque Toronto FC ganó el título en 2017.

Comentarios

Más en NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This