Conecta con nosotros

NBA

La temporada de Portland depende de Jusuf Nurkic

Lillard y McCollum sostienen al equipo, pero no pueden ganar solos. Necesitan más consistencia de otros, especialmente de Jusuf Nurkic.

Jusuf Nurkic decepciona durante la temporada | Scott Ripley (The Wing)

Damian Lillard y CJ McCollum completan juntos otra excelente temporada. Con sus más y sus menos, el backourt estrella de Oregón completa otra campaña en la élite. Pero si los Blazers quieren causar problemas en Playoffs necesitan más ayuda.

Si nos fijamos en el rendimiento que ofrecen los secundarios de Terry Stotts, el nivel es muy bajo. Jusuf Nurkic es la tercera fuerza anotadora del conjunto y su papel se centra -o debería- en la defensa y el cierre del aro. Al-Farouq Aminu y Shabazz Napier son las mejores noticias entre los role-players.

 

Jusuf Nurkic no se gana un buen contrato

El bosnio llegó con fuerza después de su traspaso el año pasado, pero eso queda ya muy lejos. Su temporada es decepcionante desde una perspectiva general y solo parece jugar bien cuando él quiere. Tiene capacidades de sobra para influir en el juego sin necesidad de hacer números, pero no siempre lo hace.

Además de su falta de esfuerzo, el «small-ball» y las alineaciones pequeñas de Stotts no le permiten superar normalmente los 25 minutos por noche. Todo esto reduce su impacto para el tercer jugador más importante del equipo.

Jusuf Nurkic buscará una renovación en verano y los Blazers deben valorar su situación con cuidado. Están muy mal situados en cuanto a salarios y el bosnio podría pedir una cifra en torno a los 18 millones. Su tramo final de temporada sin duda servirá en gran parte para decidir si le pagan lo que pide o buscan otra pieza.

 

Si es evidente que desde mediados de enero Nurkic -y todos los Blazers- vive un gran momento. Ya no solo porque Damian Lillard haya hecho uno de los mejores tramos de baloncesto de toda su carrera, sino también por el rendimiento en el costado defensivo.

Nurkic muestra los motivos por los que deben renovarle. Con él en pista, Portland ofrece una defensa a nivel élite (101.3 puntos por cada 100 posesiones) desde el 16 de enero. Cuando el ex-Nugget se sienta pasan a 109.8 puntos encajados.

 

Lillard y McCollum necesitán más

Incluso el actual nivel de Lillard descenderá en algún momento. No es sostenible que aguante a los Blazers semana tras semana a un nivel élite, incluidos los Playoffs. El dúo estrella mantendrá el nivel, pero necesitan que el propio Jusuf Nurkic y el resto de secundarios den la cara de forma constante.

Junto a Nurkic aparecen Aminu y Napier, dos notas positivas, aunque siguen faltando tanto Maurice Harkless y Evan Turner. A este último no se le espera en ningún momento. Aminu y Harkless forman un tándem muy especial por su defensa, longitud y, en definitiva, capacidad de ocupar espacio y moverse por la cancha. Todo ello acompañado de buenos porcentajes desde el triple sin necesidad de muchos lanzamientos.

De hecho, Aminu y Harkless tienen los mejores porcentajes desde el exterior del equipo junto a Lillard y McCollum desde el 15 de enero.

Harkless ofrece últimamente una versión ofensiva muy interesante. Se mueve bien sin balón, lanza desde el triple e incluso le vemos generarse algunos tiros. Y aunque su capacidad esté ahí, algo visible, necesita trabajar más la consistencia defensiva.

 


 

El 15 de enero es la fecha más repetia, ¿por qué? Ese día los Blazers tenían un balance de 22-21, un récord que en proyección amenazaba incluso con dejarles fuera de los Playoffs. Desde entonces registran 13 victorias en 18 partidos, gracias a la explosión de Lillard, el nivel constante de McCollum y el rendimiento de los secundarios.

Muchos hablan de «big-three» en Portland, pero la realidad es que Jusuf Nurkic está muy lejos de ser una estrella, incluso si consideramos el tremendo impacto que tiene en el equipo de Oregón cuando juega el nivel que debería.

Son Lillard y McCollum, ellos solos, rodeados de jugadores que no amasan el balón, capaces de tirar desde el perímetro en «catch&shoot» y que, centrados, ofrecen un buen nivel defensivo.

El nivel del backcourt será intachable, como nos tienen acostumbrados, pero para que estos Blazers sean un rival a temer en Playoffs necesitan al grupo de secundarios que encabeza Nurkic. Y parece poco probable que aparezcan.

Comentarios

Más en NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This