Conecta con nosotros

Mercado

¿Quién es el ganador en el traspaso Irving-Thomas?

Esta madrugada la NBA ha sufrido una revolución y en The Wing analizamos qué equipo ha salido más reforzado.

Kyrie Irving

Keith Allison (CC)

Boston Celtics y Cleveland Cavaliers han puesto esta madrugada la guinda al pastel de un verano de locura. Kyrie Irving jugará en los Orgullosos Verdes y Isaiah Thomas será el nuevo escudero de Lebron James, eso sí acompañado de Ante Zizic, Jae Crowder y el «pick» de Nets para el «draft» 2018.

Este traspaso ha revolucionado la NBA. Al estar involucrado dos de los mejores equipos de la liga y al incluir a jugadores de gran valor, este movimiento es un tanto difícil de analizar, pero desde The Wing vamos a intentar aclarar quién ha sido el ganador de este trade.

Antes de esto contextualicemos un poco toda la situación previa a este pequeña revolución en la Conferencia Este. Kyrie Irivng quería salir de Ohio, quería ser la máxima estrella de un proyecto y por lo tanto, quería dejar de estar a la sombra de Lebron. Eso es lo primer que tenemos que tener claro. Por la parte de Celtics, hay que saber que a Danny Ainge (General Manager del equipo de Massachusetts), tras valorar el futuro y el draft por encima de todo, estaba comenzando a pensar que el momento de los Boston Celtics era ahora.

Además hay que tener en cuenta que Isaiah Thomas arrastra una lesión de cadera desde el mes de marzo, que se agravó en Playoffs y le impidió jugar todos los partidos de las Finales de Conferencia contra los Cavs. Esta lesión a sus 28 años, no gustaba nada en los despachos de los Celtics y de hecho ha sido un factor determinante para su traspaso. Dicho esto comencemos a hablar sobre qué gana y qué pierde cada equipo.

Keith Allison (CC)

 

¿Qué ganan y qué pierden los Boston Celtics?

Lo que ganan los de Massachusetts, no podría estar más claro, a Kyrie Irving, uno de los mejores bases de la NBA. Kyrie Irving a sus 25 años ya ha demostrado que puede llegar a estar entre los tres mejores bases de la NBA e incluso convertirse en el rey de esta posición. Con el mejor manejo de balón de la liga, una gran muñeca que le permite lanzar con éxito desde muchos puntos de la cancha y habiendo demostrado ser un jugador determinante en el clutch, Kyrie Irving es una de las máximas estrellas de la NBA.

Los Boston Celtics ganan a ese jugador que querían para ser un claro contender. A una gran estrella sobre la que cimentar un proyecto que estará luchando por estar en la cima de la NBA muchos años. Un jugador de tan solo 25 años que ya ha demostrado casi todo en la NBA y que viene a capitanear a los jóvenes Jaylen Brow, Marcus Smart y Jayson Tatum, acompañado eso sí, de Al Horford y Gordon Hayward.

Keith Allison (CC)

Nadie puede dudar en que con este movimiento los Celtics son un claro aspirante al anillo. Pero claro, también hay que ver la otra cara de la moneda. Danny Ainge se ha desprendido del alma del equipo, del jugador que llevó al equipo más joven de los playoffs a unas Finales de Conferencia. Nada más y nada menos que Isaiah Thomas, el gran ídolo de la afición verde. Por si esto fuera poco, uno de los mejores contratos de la NBA y un gran defensor, Jae Crowder también abandona los Celtics y para rematar los Cavs también han recibido a un joven Ante Zizic y el pick de Nets 2018.

La clave aquí esta en ver si Kyrie Irving es tan superior a Isaiah Thomas como para ofrecer a Crowder, Zizic y el pick top 10 en un draft que promete mucho. Está claro que Kyrie Irving tiene más valor que Thomas. Su temporada ha sido parecida e incluso ha podido estar por encima el «enano», pero Irving es más joven, con un techo mucho más alto y sin ninguna lesión de cadera que le pueda incordiar.

Hasta aquí todo son buenas noticias para los Celtics, pero hay que tener en cuenta el valor de todo lo que han perdido. Crowder es una gran pieza para cualquier equipo debido a su defensa y a su ética de trabajo. Ante Zizic es un prometedor jugador de tan solo 20 años y el pick de Nets un buen asset. Quizás el precio que ha pagado Danny Ainge por este cambio de estrellas es demasiado alto.

Keith Allison (CC)

 

¿Qué ganan y qué pierden los Cleveland Cavaliers?

Los Cavs han perdido al escudero ideal de Lebron. Pero no nos engañemos, no lo han perdido esta noche, sino que lo perdieron hace un mes cuando dejó claro que se quería marchar de Ohio. Papeleta difícil al que tenían los de Cleveland ya que al saber toda la NBA que Kyrie se quería marchar, lógicamente su valor en el mercado disminuyó mucho.

A pesar de esto Lebron y compañía se hacen un base el cual puede rendir a un nivel parecido al de Kyrie, con mucho más alma y que juega mejor sin balón. Este último punto es muy relevante ya que Lebron James siempre va a tender a amasar el balón y por lo tanto necesita estar acompañado de jugadores que sean efectivos sin éste.

Isaiah Thomas además de aportar baloncestísticamente hablando viene a aportar también alma y corazón a un equipo que no tiene el mejor ánimo posible después de las desastrosas Finales de la NBA y un verano complicado. Dejando a Thomas a un lado, los Cavs también se han hecho con piezas muy interesantes.

Keith Allison (CC)

Jae Crowder, uno de los mejores defensores de la liga que viene a aportar justo lo que los de Cleveland echaron en falta ante los Warriors, banquillo. Crowder es una pieza que necesitaban los de Ohio, un jugador que liderará la segunda unidad y que se adapta perfectamente al small-ball. Una incorporación de 10 para los Cavs.

Además Lebron también contará entre sus filas con Ante Zizic. Un jugador que gracias a su gran capacidad reboteadora puede aportar desde ya mismo, pero que lo más interesante que tiene es su futuro. Por último se hacen con un pick más que interesante ya que será casi seguro top 10 en un draft prometedor. Estas dos últimas piezas pueden servir para un posible traspaso ¿Melo? o para aportar al equipo tanto ahora, como en el futuro post lebron.

 

¿Entonces quién gana?

Muchos podrán decir que este traspaso es un «win-win«, es decir que ambos equipos salen beneficiados, pero si indagamos un poco nos damos cuenta de los Cleveland Cavaliers han sacado oro. Y decimos que han sacado oro, por que hay que tener en cuenta que Irving se quería marchar y a pesar de ello han conseguido a un jugador de un nivel muy parecido al suyo, a una pieza que encaja a la perfección en su proyecto, a un jugador joven y un gran pick.

Obviamente los Celtics han dado un salto de nivel y gracias a la incorporación de Hayward puede que Crowder no fuese tan imprescindible, pero como decíamos han pagado un precio demasiado caro. Para ser justos también hay que decir que Irving catapulta a los de Boston a ser uno de los favoritos para ganar el título y que para conseguir a jugadores como Irving, con tan solo 25 años, hay que arriesgar mucho.

Quizás un traspaso que no hubiese incluido el pick hubiese sido lo más justo, pero como decimos los jugadores como Irving se pagan. Su edad, su potencial, y su «no» lesión de cadera han sido los factores determinantes en este movimiento.

Si Kyrie triunfa y los Celtics llegan a las Finales de la NBA, nadie en Boston se acordará de Thomas, pero si esto no pasa, la huella que ha dejado Isaiah en Massachusetts va a ser muy difícil de borrar. Al final como siempre, solo el tiempo dirá quién es el ganador, y para esta actual temporada ambos equipos quedan muy reforzados. Solo hay una cosa clara, que el verdadero triunfador de esta madrugada ha sido el aficionado que se frota las manos al ver la interesantísima lucha por el trono del Este que habrá esta temporada.

Comentarios

Más en Mercado

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This