Conecta con nosotros

Mercado

¿Qué equipos podrían pujar por Kemba Walker?

Kemba Walker sería un refuerzo espectacular vía traspaso. ¿Dónde encaja mejor?

Keith Allison (CC)

Las cosas marchan peor de lo que se esperaba para los Charlotte Hornets, que se encuentran en medio de su enésima decepción en la que parecía su temporada de consagración como equipo duro de roer en el Este, pero su 18-26 actual bien demuestra lo contrario. Adquisiciones como Dwight Howard, que se reunía con Steve Clifford tras su mejor época en Orlando y está demostrando un nivel bastante aceptable; o el propio Malik Monk, que acudió al Draft de la NBA como uno de los anotadores más explosivos de la promoción, generaban grandes expectativas. El que más da la cara, una vez más, es Kemba Walker. Pero tal es la situación de la franquicia que han decidido ponerle en el mercado para explorar posibles movimientos en torno a su mejor jugador.

¿En qué les beneficiaría la salida de Kemba? En que pueda arrastrar a otros, cuyos contratos son actualmente tóxicos para el rendimiento que están ofreciendo. Casos como Michael Kidd-Gilchrist o Marvin Williams son, teóricamente, sencillos de mover si van acompañados de un jugón como Walker. No obstante, esta decisión que estudian en la franquicia significaría una reconstrucción total del proyecto y partir desde cero… Y a confíar en los Drafts venideros.

Kemba Walker promedia esta temporada 21.7 puntos y 5.8 asistencias. A sus 27 años se acerca a los que deben ser los mejores años de su carrera, quizás un dato determinante para los posibles equipos interesados en su incorporación, que deberán o bien asumir esos contratos abultados o bien incluir ‘picks’ de Draft. O ambas cosas. En The Wing analizamos cinco posibles (y viables) destinos para el ex de Connecticut, proyectos que buscan una mejora inmediata de sus prestaciones y tratarán de aprovechar esta ocasión que se presume que se produciría a la baja.

 

Philadelphia 76ers

Los Sixers molan este año y mucho. Pero aún pecan, lógicamente, de juventud. Sin embargo, un movimiento de esta agresividad daría por finalizdo ‘El Proceso’ y tomaría la franquicia en serio tras años de vagabundear por la liga. Un base anotador que permitiría mantener presentes las dotes de dirección Ben Simmons, pero en ocasiones lograría descargarle con muchas garantías. Su mayor hándicap, su porcentaje en triples (34%), pues se presume que su juego tiraría más a lo posicional en beneficio del australiano.

Markelle Fultz Kemba Walker

Alex Güell (The Wing)

Viendo las condiciones que tanto Simmons como Joel Embiid pueden ofrecer en plenitud física, se nos viene a la cabeza el drama que la franquicia vive con Markelle Fultz, flamante número 1 del Draft y que pintaba como tercera espada de un jovencísimo «Big Three». Su extraña historia en torno al hombro y a su cambiante mecánica de tiro no suenan demasiado bien y este podría actuar como moneda de cambio en un hipotético traspaso. Además, grandes salarios como el de Amir Johnson (expiring) pueden ser incluidos en el «trade», dando pie a que Kidd-Gilchrist o Marvin Williams hagan también las maletas.

 

Detroit Pistons

Es de sobra sabido que la confianza de Stan Van Gundy en Reggie Jackson no es la de un titular realmente indiscutible. Importante sí, es un buen jugador, pero no un imprescindible. Ish Smith le ha ganado bastante terreno y ha justificado sus oportunidades durante su lesión y bajones. Oscilando siempre en el 50% de victorias, y con un nuevo estadio que no consiguen llenar, la llegada de Kemba Walker podría ser una inyección de moral para la ciudad y un claro aumento de la calidad del equipo. Con él, Tobias Harris y la buena imagen que Drummond está demostrando ultimamente, los de la «Motown» podrían entrar en Playoffs sin aparentes problemas.

Reggie Jackson Kemb Walker

Keith Allison (CC)

El contratiempo de este traspaso, la cantidad de activos que debe soltar Detroit (obviando a los que parecen intransferibles) es mucho mayor de lo que quisieran. Además, el ‘pick’ de Draft parece seguro al no alcanzar ningún jugador un nivel similar al de Kemba Walker. Todo esto, asumiendo uno de los grandes contratos de la plantilla «Hornet» (los 12 millones de Marvin Williams son una gran losa que asumir).

 

Denver Nuggets

Tras el frustrado episodio de hacerse con Eric Bledsoe, se presenta para los Nuggets otra oportunidad de oro para reforzar su dubitativo puesto de base, ocupado por jugadores de calidad demostrable pero sin ser un perfil de base total y con más aptitudes de escolta anotador que de «playmaker». Kemba podría asumir ese rol anotador además de saber generar juego junto a la aportación de Nikola Jokic en ese aspecto.

Jamal Murray Kemba Walker

Alex Güell (The Wing)

Claro está que uno de los bases a los que hacemos referencia deben formar parte del traspaso. Y, puestos a elegir, el mejor es Jamal Murray. El canadiense está progresando muy bien respecto a la temporada pasada y por seguro le augura un futuro más que respetable en la NBA. Es el jugador de perímetro con más proyección en la franquicia de Colorado. Está por ver qué mas puede entrar en el acuerdo para que Charlotte Hornets esté realmente interesado y es aquí donde entra la figura de Kenneth Faried, un jugador físicamente bestial y muy útil que se ha venido a menos en esta temporada y no está disfrutando de las oportunidades que cree merecer. Aún así, es un jugador que tiene mercado y los Nuggets podrán jugar con esa baza.

 

Phoenix Suns

Esta es una opción que parece poco viable por la situación del equipo, el alto valor de la ronda del Draft y el perfil de jugador que es Devin Booker, convertido ya en estrella indiscutible de los Suns. Sin embargo, incluimos esta posibilidad dadas las intenciones que se tuvieron en Arizona por hacerse con Kyrie Irving y al ver quiénes ocupan el puesto de base: Tyler Ullis y Isiah Canaan. Sin embargo, el Draft está cargado de talento y no parece que en Phoenix haya prisa por dar este salto cualitativo.

Devin Booker Kemba Walker

Keith Allison (CC)

La clave de este hipotético traspaso es que, siempre dependiendo de Hornets, los Suns no tendrían por qué desprenderse de su mejor ronda de Draft, que se presume altísima. Como as en la manga, tenemos una ronda vía Miami Heat que, junto a un buen paquete de jugadores como Greg Monroe (que no cuenta para nada) y el sacrificio de algún joven con proyección como puede ser Marquese Chriss, podría enviar a Kembar Walker de camino a Phoenix.

 

San Antonio Spurs

La lesión de Kawhi Leonard en el cuádriceps de su pierna derecha pinta para baja indefinida y en San Antonio no está el plantel como para dejar pasar los años. Tras ser uno de los equipos más activos en tratar de reclutar a Kyrie Irving y Kyle Lowry, es evidente que Popovich quiere un base de nivel. Esta oportunidad, si bien es un peldaño por debajo de lo que lucharon en verano, es más que apetecible para los eternos Spurs. Kemba Walker podría ver esta opción con buenos ojos ante la seguridad de que se traslada a un equipo que está acostumbrado a estar arriba y a luchar por ganar más allá de la temporada regular. Si los problemas de Leonard desaparecen, estaríamos ante una buena base de construcción de un equipo ganador, como siempre en San Antonio.

Dejounte Murray Kemba Walker

Guillermo Mayol (The Wing)

Kemba Walker, que termina contrato el próximo verano, buscará aparte de un buen contrato (sus 12 millones actuales, con el panorama de salarios de los últimos veranos, parecen calderilla) asentarse en un equipo competitivo. Dentro de este ránking, San Antonio Spurs es el mejor colocado en ese aspecto. Gracias a la incomprensible maniobra de Jordan de soltar a este caramelo económicamente hablando, los de Texas pueden ganar enteros en la puja. Dejounte Murray es el principal -esencial- activo que la franquicia de San Antonio deberá soltar. Su proyección y la mano de «Pops» es siempre bien vista entre los equipos de la liga. A partir de ahi, las opciones de Kyle Anderson y un complemento como Bertans o Lauvergne puede completar el acuerdo.

 


 

Tras siete años en la franquicia, es la primera vez que Kemba Walker se ve en esta situación. Suena utópico que suceda cuando le resta un año de contrato y nuca ha mostrado deseo de salir. Veremos si la maniobra de «Mike» lleva a buen puerto, por fin, a la franquicia de Charlotte.

Comentarios

Más en Mercado

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This