Conecta con nosotros

Draft NBA

Draft 2018: Necesidades Dallas Mavericks

Analizamos qué jugadores del Draft 2018 pueden catapultar el proyecto post-Nowitzki a lo más alto.

Mo Bamba, el que más papeletas parece tener para ser la elección de los Dallas Mavericks/SB Nation

Resumen de la temporada

Los Dallas Mavericks han acabado en la zona de la clasificación que todo el mundo (y hasta ellos mismos) esperaban estar. Tercer peor récord de la NBA con 24 victorias y 58 derrotas, han estado siempre considerados entre uno de los equipos más débiles de la liga, la etapa gloriosa con Dirk Nowitzki como líder ha acabado y en Texas soplan vientos de cambio. En este proceso de transición, la mala suerte «se cebó» con los Mavs, ya que comenzaron el sorteo con el tercer equipo con más opciones de hacerse con el pick 1 y acabaron con la quinta posición tras que la Diosa Fortuna les colocase por delante a los Sacramento Kings y a los Atlanta Hawks.

Pero los malos resultados no han sido, ni mucho menos, la noticia que calificaría esta temporada de los Dallas Mavericks como un annus horribilis. No, el gran agujero negro de esta franquicia ha sido la exclusiva de Sports Illustrated dónde descubrieron los abusos sexuales, prácticamente sistemáticos, que sufrieron varias trabajadoras de la franquicia por parte del que fuera presidente de la franquicia Terdema Ussery y el periodista Earl K. Sneed durante 20 años. Además, tampoco se puede olvidar la sanción que recibió Mark Cuban al haber afirmado ante los medios que se reunió con algunos jugadores de la plantilla para «hacerles ver» que lo mejor para el equipo en ese momento era perder.

 

Principales problemas en Dallas Mavericks

Falta de talento joven en general – Solo hace falta echar un vistazo al roster de los Mavs para ver la necesidad de encontrar jugadores diferenciales. Dennis Smith Jr. es la base de este nuevo proyecto y ha rendido a buen nivel en su año como rookie. Pero, tras ese nombre, solo está Harrison Barnes, aunque quizás más como una segunda espada, y jugadores que pueden funcionar como rol players como Yogi Ferrell, Seth Curry o Dwight Powell. Por lo tanto, cualquier joven con proyección será bien recibido por la familia maverick.

Dificultades para capturar los rebotes – A pesar de haber clasificado muy mal, los datos del equipo no terminan de ser del todo malos (están por encima de su posición en la mayoría) e incluso tienen algunos números esperanzadores como haber sido el equipo con mejor porcentaje de pérdidas (12.5%). Sin embargo, dónde peor han estado estos Dallas Mavericks es en el rebote siendo el peor conjunto en porcentaje de rebotes ofensivos y de rebotes en general. Haciendo muy evidente el fracaso que fue Nerlens Noel y la necesidad de encontrar a un verdadero pívot que trabaje en las zonas. Sin olvidar que el máximo reboteador del equipo es un small-foward como Harrison Barnes (6.1)

La anotación – Simple y llanamente: los Dallas Mavericks son un equipo al que le cuesta meter puntos. Ocupan el 28º en puntos por partido, solo por detrás de Kings y Grizzlies. Harrison Barnes (18.9) y Dennis Smith Jr. (15.2) son los máximos anotadores de una plantilla que necesita, al menos, una tercera fuente de puntos por encima de los 15 puntos por noche manteniendo la decena que producen J.J. Barea y Yogi Ferrell desde el banquillo (en la mayoría de los partidos).

 

Jugadores que podrían solucionar estos problemas

Luka Doncic – Sin discusión, uno de los mayores talentos de esta generación. Si el esloveno es capaz de transportar su juego de la Euroliga a la NBA y mejorar a partir de ese punto, estamos hablando de un proyecto a ser el líder de su franquicia.  Sería el cerebro del ataque de Carlisle haciendo una pareja muy interesante con un Smith Jr. que explotaría todo su potencial anotador. Además, sus esfuerzos por conseguir todos los rebotes ayudaría, sin llegar a solucionar, la lacra que tienen en este apartado del juego.

Michael Porter Jr. – La gran incógnita de este Draft, su lesión de espalda está dando más de un dolor de cabeza a analistas y scoutings ha provocado que pocos puedan prever dónde acabará jugando este alero que, en su mayor momento de hype, comparaban con Kevin Durant. Un anotador puro que podría ser la primera espada de los Dallas Mavericks. Un riesgo que los Mavs, acostumbrados a tratar con casos complicados en lesiones, podrían asumir en este momento de su reconstrucción.

Mohamed Bamba – El nombre que todo el mundo relaciona con los Dallas Mavericks. Llegaría desde la universidad de Texas (siempre suma) y, en el mejor de los casos, solucionaría todas las necesidades de los hombres de Mark Cuban. Un físico imponente que lo convertiría en el ancla defensivo de los Mavs y un potencial ofensivo en el que está trabajando desde el lanzamiento exterior hasta la creación de sus propios tiros. La pareja base-pívot (el a-b-c del baloncesto clásico) que podría formar con Smith Jr. sería algo muy interesante en lo que Rick Carlisle y su staff podrían trabajar el futuro de los Dallas Mavericks.

Comentarios

Más en Draft NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This