Conecta con nosotros

NBA

Qué supone la terrible lesión de DeMarcus Cousins

DeMarcus Cousins se rompe el Aquiles y no jugará más esta temporada. Analizamos todas las caras de la horrible noticia.

DeMarcus Cousins

DeMarcus Cousins vivía la mejor temporada profesional de su carrera | Guillermo Mayol (The Wing)

La NBA es hoy un poco más gris. El inicio de temporada dejó una plaga durísima de lesiones y durante unos meses pudimos respirar tranquilos. Se daban bajas, pero de menor duración. Hace unas horas se romía la tregua: DeMarcus Cousins caía al suelo. Las imágenes no dictaban nada bueno. ESPN lo confirma.

Cousins termina contrato, ¿ahora qué?

El pívot de los Pelicans estará de baja entre 6 y 10 meses por la rotura en el Aquiles, es decir, seguirá lesionado cuando sea agente libre. ¿Afectará la lesión a su valor de mercado? No, salvo que su recuperación se complique y se filtre. Las lesiones graves en el Aquiles destrozan carreras y hay demasiados ejemplos: Dominique Wilkins, Elgin Baylor, Isiah Thomas o Patrick Ewing. Y hay muchos más. Incluso si regresa sin problemas, es muy posible que Cousins note la lesión durante el resto de su carrera. Hay que esperar al MRI para conocer el verdadero alcance de la lesión.

Excepto en caso dramático, DeMarcus Cousins será uno de los nombres propios del verano y recibirá muchísima atención. Justo en el mejor momento de su carrera ocurre la desgracia. En Sacramento pasó por muchos bases diferentes y entrenadores. Pero en Nueva Orleans se establecía en un sistema contrario al baloncesto moderno y en muchos tramos él era el propio generador del equipo.

Puede que esta lesión le empuje a renovar con los Pelicans. DeMarcus Cousins no es esa cabeza caliente de hace unos años y si NOLA se queda fuera de los Playoffs puede que lo sienta como una cuenta pendiente. También puede que haya jugado su último partido con los Pelicans, uno de los proyectos menos atractivos de la NBA por la cantidad de jugadores que se marchan de ahí verano tras verano a pesar de tener a Anthony Davis. Aunque en su caso, DeMarcus siente continuidad por primera vez en su carrera. Cuesta creer que renunciaría a ella tan rápidamente.

Los Pelicans alzaban el vuelo por primera vez en su historia

Desde que son Pelicans, solo una vez han disfrutado en Nueva Orleans de los Playoffs. Y fue un año en el que entraron en el último partido. El resto, los otros tres, son decepciones o reconstrucciones. Precisamente este curso los Pelicans se sentían mejor que nunca, sextos del Salvaje Oeste -a un partido de los Thunder- y con dos titulares en el All-Star Game. Pero ni siquiera podrán disfrutar de Anthony Davis y DeMarcus Cousins juntos en el Team LeBron.

Más allá de lo que pasará en verano, Alvin Gentry y su equipo necesita pensar en el presente. Iban a más y su juego se establecía en torno a sus torres gemelas: DeMarcus Cousins como creador exterior y Anthony Davis como ejecutor y defensor de élite. Tienen que replantear totalmente el sistema: perder un jugador como Cousins es un mazazo prácticamente mortal.

Dice Woj que buscarán refuerzos en el mercado, pero realmente tienen muy poco que ofrecer. De hecho quieren quitarse salarios como los de Alexis Ajinca u Omer Asik. Solo existe el rumor de que se interesan por DeMarre Carroll, por el que no pueden ofrecer su primera ronda de este año (traspasaron la de 2017).

Desde finales de diciembre este equipo estaba en clara progresión: 12 victorias en 17 partidos y su defensa pasaba de una de las peores de la liga a estar entre las 10 primeras. Y es que estos Pelicans fundamentaban en su éxito en ataque, pero morían en defensa. Sin DeMarcus Cousins deben centrarse en la vía defensiva, reforzada con el regreso -se supone que será en las próximas semanas- de Solomon Hill y alguna posible incorporación, como Carroll, y confiarse a la estrella de Anthony Davis.

Los Pelicans necesitan reconstruirse en tiempo récord, pero es muy complicado que sin DeMarcus Cousins mantengan la clasificación para los Playoffs. Su temporada la marcan números de élite, echarse el equipo a la espalda en momentos clave, un volumen de pérdidas histórico y una defensa inexistente.

 

¿Quién ocupará su puesto en el All-Star?

Es quizás lo menos importante en estos momentos, pero DeMarcus Cousins era titular para el Partido de las Estrellas y alguien ocupará su lugar. Uno de los reservas del frontcourt pasará a titular (Draymond Green, Karl Towns o LaMarcus Aldridge) y un jugador que no haya sido elegido entrará.

Lo más probable es que Paul George ocupe el puesto de DeMarcus Cousins.

Comentarios

Más en NBA

El mejor baloncesto NBA en tu correo

El mejor baloncesto NBA en tu correo

No te pierdas nada con nuestra newsletter semanal

¡Muchas gracias por suscribirte! ¡Preparáte!

Shares
Share This